Cómo hacer un cojín de suelo paso a paso

Albert Evans 19-10-2023
Albert Evans

Descripción

¿Te consideras un cirujano (o mago, o experto) cuando se trata de coser? Entonces nuestro siguiente proyecto es perfecto para ti... ¡cómo hacer un cojín de suelo paso a paso! Pero como queremos reducir costes y gastos, no hay necesidad de salir corriendo a comprar tela nueva, ya que haremos un cojín de suelo gigante utilizando una toalla de baño/playa normal.

Contar con la habilidad y el tiempo necesarios para hacer tu propio cojín de suelo DIY no sólo te ahorra tiempo, sino que también potencia tu creatividad, lo que significa que puedes planificar con antelación y crear un cojín único (o incluso pufs de suelo DIY) que sea sencillamente de otro mundo.

Así que vamos a ver lo bien que nos lo podemos pasar aprendiendo a hacer cojines de suelo paso a paso.

Paso 1: Elige y mide tu toalla

El tejido de rizo es apto para el lavado a máquina, por lo que te resultará muy fácil mantener limpia la funda del cojín.

- Empieza midiendo el tamaño del cojín contra la toalla para determinar si tienes suficiente tela.

Paso 2: Empezar a plegar y fijar

Ahora que sabe cuánta tela debe dejar "abierta", es más fácil empezar a trabajar en la cubierta.

- Dobla la toalla para que quede bien ajustada al cojín de suelo DIY, pero asegúrate de dejar un poco de tela extra en los laterales para las costuras.

Paso 3: Empezar a prender y coser

Tanto si vas a hacer un único cojín de suelo como varios pufs de suelo DIY, sujetar la toalla con alfileres ayuda a que la tela se mantenga en su sitio.

- Empiece a coser primero un lado dando una puntada a lo largo del borde de la tela.

Paso 4. Coser las partes centrales para cerrarlas

- Ahora que el lado está cosido, centre su atención en los lados horizontales (más largos) que se juntan justo en el centro cuando lo cierra.

- Después de esto, sólo debería quedarte una abertura principal en la funda de cojín DIY.

Paso 5: Colocar la almohada

Si sus medidas son correctas, insertar la almohada en la nueva funda hecha de toallas debería ser bastante fácil.

Punta del tejido restante:

Si te sobra mucha tela después de coser las costuras, córtala simplemente con las tijeras para tela.

Paso 6: Encarar la última abertura

Aquí te ofrecemos tres opciones para tus cojines caseros:

1. coser esa última abertura después de insertar la almohada;

2. añadir una cremallera; o

3. Hacer un bolsillo en el lado abierto para poder sacar fácilmente la almohada al lavarla.

Cómo añadir un bolsillo a tu cojín de suelo DIY:

- Haz un dobladillo en un rectángulo de la tela de toalla que sea lo suficientemente largo como para cubrir toda la almohada con un poco de tela sobrante.

- Dobla el rectángulo de modo que el lado "derecho" de la tela quede hacia dentro y los extremos del dobladillo se superpongan.

- Después de coser los laterales, basta con dar la vuelta a la funda del cojín.

Paso 7: Admira tu trabajo

Llegados a este punto, deberías tener una funda de almohada decentemente hecha (que sujete bien la almohada por dentro) con una toalla.

¿Cómo ha quedado la tuya?

Paso 8: Añadir algunos botones

Añadir botones a cualquier cojín es una forma infalible de darle un aspecto más decorativo y pulido. Y coserlos a tus cojines gigantes con hilo es facilísimo!

Aunque tienes total libertad creativa en cuanto al diseño de los botones de tu cojín, es recomendable elegir botones que realcen el resto del diseño de tu cojín de suelo DIY. Si quieres, incluso puedes optar por botones recubiertos de tela que combinen con el resto del cojín gigante, pero eso ya es cosa tuya.

Paso 9: Medir y marcar

Como querrá espaciar estos botones uniformemente por toda la superficie del cojín de suelo, es crucial medir dónde quiere añadir cada botón. Coser los botones a la misma distancia unos de otros (y de los bordes del cojín) garantiza un diseño bien redondeado.

- Después de medir, marca ligeramente la tela con un bolígrafo o incluso con un alfiler donde coserás los botones.

Paso 10. Coser los botones

- Inserte el cable a través del primer botón

- Centra este botón en el centro de la cadena.

- Haz un nudo para sujetar el botón y empieza a pasar el hilo por la tela.

- Enhebrar la aguja en la primera puntada marcada de la tela de toalla.

- Inserte la aguja con un poco de fuerza para asegurarse de que atraviesa el tejido en línea recta.

- Vuelve a subir la aguja y pásala por la tela, tirando de ella hasta que el hilo quede tenso (esto debe ocurrir cada vez que la pases hacia arriba y fuera de la tela).

- Si coses cada botón varias veces sobre la tela y fuera de ella (y apuntas a cada ojal), te asegurarás de que los botones de tus cojines caseros queden bien sujetos.

- Después de colocar cada uno de los botones en la funda de almohada, corta la aguja del cordel y haz un nudo.

Ver también: Cómo hacer un dispensador de bolsas de plástico

- Para sujetar cada botón, ata los extremos del cordel.

Paso 11. Completa todos tus botones

El número de botones que quieras añadir a tu cojín DIY depende de ti, pero asegúrate de comprometerte bien con cada uno para que ninguno de tus botones parezca una ocurrencia tardía a medias.

Ver también: Paso a paso: bloc de notas artesanal sencillo y eficaz

Consejo: ¿Quieres asegurarte de que ninguno de tus nudos se deshace? Prueba a añadir un poco de pegamento para tela a cada nudo del cordel y deja que se seque bien antes de tocarlo.

Paso 12. Admira tu nuevo cojín de suelo DIY

Felicítese por haber aprendido a hacer un cojín de suelo de bricolaje. Ahora, ¿dónde va a colocarlo? Y lo que es más importante, ¿qué aspecto tendrá su próximo cojín de suelo de bricolaje?

Lea también otros proyectos de decoración DIY : DIY Portavelas de hormigón

Cuéntanos cómo te ha quedado el cojín.

Albert Evans

Jeremy Cruz es un renombrado diseñador de interiores y un blogger apasionado. Con un toque creativo y un ojo para los detalles, Jeremy ha transformado numerosos espacios en impresionantes entornos de vida. Nacido y criado en una familia de arquitectos, el diseño corre en su sangre. Desde muy joven estuvo inmerso en el mundo de la estética, rodeado constantemente de planos y bocetos.Después de obtener una licenciatura en Diseño de Interiores de una prestigiosa universidad, Jeremy se embarcó en un viaje para hacer realidad su visión. Con años de experiencia en la industria, ha trabajado con clientes de alto perfil, diseñando espacios de vida exquisitos que encarnan tanto la funcionalidad como la elegancia. Su capacidad para comprender las preferencias de los clientes y transformar sus sueños en realidad lo distingue en el mundo del diseño de interiores.La pasión de Jeremy por el diseño de interiores se extiende más allá de la creación de hermosos espacios. Como ávido escritor, comparte su experiencia y conocimiento a través de su blog, Decoración, Diseño de Interiores, Ideas para Cocinas y Baños. A través de esta plataforma, pretende inspirar y guiar a los lectores en sus propios proyectos de diseño. Desde consejos y trucos hasta las últimas tendencias, Jeremy brinda información valiosa que ayuda a los lectores a tomar decisiones informadas sobre sus espacios vitales.Con un enfoque en cocinas y baños, Jeremy cree que estas áreas tienen un enorme potencial tanto para la funcionalidad como para la estética.apelar. Él cree firmemente que una cocina bien diseñada puede ser el corazón de un hogar, fomentando las conexiones familiares y la creatividad culinaria. Del mismo modo, un baño bellamente diseñado puede crear un oasis de tranquilidad que permita a las personas relajarse y rejuvenecer.El blog de Jeremy es un recurso de referencia para los entusiastas del diseño, los propietarios de viviendas y cualquiera que busque renovar sus espacios vitales. Sus artículos atraen a los lectores con imágenes cautivadoras, consejos de expertos y guías detalladas. A través de su blog, Jeremy se esfuerza por empoderar a las personas para que creen espacios personalizados que reflejen sus personalidades, estilos de vida y gustos únicos.Cuando Jeremy no está diseñando o escribiendo, se le puede encontrar explorando nuevas tendencias de diseño, visitando galerías de arte o tomando un café en acogedores cafés. Su sed de inspiración y aprendizaje continuo es evidente en los espacios bien elaborados que crea y el contenido perspicaz que comparte. Jeremy Cruz es un nombre sinónimo de creatividad, experiencia e innovación en el campo del diseño de interiores.